Navegación difícil

En las noches oscuras, cuando las costas ya estaban lejos y el mar componía el único horizonte, los marineros de la antigüedad confiaban en la pericia de sus pilotos para guiar las frágiles naves en las que se echaban a la mar. Estos, conocedores del cielo, buscaban las brillantes estrellas para orientarse.

Ayer, 18 de junio, se nos apagó una de esas estrellas. En mitad de la noche y en un mar desconocido, con el presentimiento de bajíos en una costa que no aparece en las cartas, de repente la navegación se ha hecho más difícil.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s