El “no” de Grecia

Cinco años, si no más, perdidos. Esto no lo ha dicho Krugman pero tal vez debería, porque es la conclusión a la que llegar vista la actual situación de Grecia. Lo cierto es que desde antes de que empezaran las angustias con los rescates (primeros meses de 2010) se sabía que la deuda griega era incobrable, y eso sin entrar en el delicado asunto de si era legítima. Y ya entonces, unos cuantos economistas (Krugman el primero) decían que cuanto antes asumiéramos ese hecho, mejor para todos.

En vez de razonar a largo plazo, considerando objetivos estratégicos en torno al bienestar de griegos y resto de europeos, considerando los intereses a largo plazo de la UE como institución, así como la estabilidad política y económica de todos sus socios, acreedores y deudores optaron por la línea del “debe ser”. La consecuencia ha sido un lustro de pérdida de producción, renta y empleo, un desastre social equiparable a una guerra, así como un desbocado incremento de la propia deuda que conduce a la actual situación: cualquier opción es mejor que seguir con las políticas de la Troika.

Al margen del desastroso resultado, esa política de la austeridad, del “debe ser” (se debe pagar la deuda), tiene en origen un problema importante: es una respuesta discutible sólo desde la perspectiva moral, porque carece completamente de rigor científico. No hay ninguna evidencia macroeconómica que apoye las políticas seguidas, y era absolutamente previsible lo que ha terminado por suceder. Ya he citado a Krugman, pero no fue el único.

¿Qué necesitaba Grecia en particular y la UE en general? Políticas económicas expansivas, que generaran actividad económica, así como una reforma fiscal que incidiera realmente sobre quienes tienen renta, mejorando así la capacidad recaudadora. Y sí, esto hubiera significado, en palabras de la caverna mediático-económica,  déficits fiscales monstruosos y darle a la máquina de hacer billetes (lo que ha hecho Obama, dicho sea de paso) ¿Por qué no se ha hecho? Porque eso es tanto como reconocer que las políticas de austeridad son inútiles, y por tanto el soporte ideológico que las anima (la derecha europea) quedaría desacreditado.

Lo que hay detrás de la negociación con el gobierno de Tsipras es exactamente eso, el problema de tener que reconocer que se han seguido malas políticas (a sabiendas de que lo eran) que han perjudicado mucho a muchas personas en toda Europa. La derecha europea quedará deslegitimada por décadas, desde luego, porque si Grecia consigue reestructurar y reducir su deuda… ¿por qué no Portugal? ¿por qué no España? ¿y por qué sus respectivos gobiernos no han hecho lo mismo que Grecia? ¿y por qué Grecia no lo hizo antes? Ahora bien ¿habrá algún valiente que haga lo que hay que hacer, o los fanáticos de la austeridad serán capaces de dinamitar todo el edificio de la UE?

Confiemos en que haya referéndum y gane el no. Así la UE tendrá una oportunidad de reformularse sobre otras bases, y así un soplo de aire cálido procedente del Mediterráneo oriental permitirá que empecemos a ver el fin del largo invierno centroeuropeo que nos azota.

Anuncios
2 comentarios
  1. Soy Ángel Navas, tu antiguo compañero… No puedo estar más de acuerdo, don Manuel No esperaba menos de usted. Por fortuna, se ha confirmado la victoria del NO. Espero también que este hecho dé paso a una nueva etapa,aunque no quiero ser ingenuo. Me conformo con algún cambio de perspectiva.

    • Manuel R. dijo:

      Bueno, si obtener un NO en el referendum era difícil, hay que estar preparado con lo que viene ahora. Uno de los principales obstáculos para una salida sensata es que uno de los agentes que más poder tiene para hallarla es el primero que no la quiere encontrar. Hablo de Schauble, el ministro alemán de finanzas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s